Home

Descubrí mi afición por la lectura con La historia interminable (M. Ende), aunque antes ya me habían cautivado Verne, Salgari y Stevenson. Lo que no recuerdo con tanta claridad es como se me ocurrió escribir. Rebuscando en mi escritorio no encuentro manuscritos anteriores a 1985, tan solo garabatos y otras creaciones infantiles indescifrables. Más tarde fueron Conan Doyle y King los que me engañaron con más facilidad.

En el último colegio, de los tres que me cultivaron, el instinto me llevó a formar parte del equipo de escritores fundadores de la revista El Desván (1986), fue mi último año antes de llegar a la universidad, donde me pasé muchas clases en el limbo, creando personajes, escenas y poesías, que aún guardo con cordura. Y así hasta hoy, que habiendo vivido lo suficiente como para saber que quiero escribir, porqué y para qué, me he decidido por este complicado y solitario arte, ya que el instinto me vuelve a empujar a ello.

Quiero escribir porque el escritor debe empezar a escribir cuando, primeramente, tiene algo que decir y, en segundo lugar, cuando sabe cómo decirlo (A. Carpentier). Porque existen dos tipos de mentes poéticas: una apta para inventar fábulas y otra dispuesta a creerlas. (G. Galilei). Y para marcar mi territorio. Aunque fuera del perro, un libro es probablemente el mejor amigo del hombre, y dentro del perro probablemente está demasiado oscuro para leer. (G. Marx).

Por tanto, crecer como escritor, es una bonita manera de llegar a viejo. De alcanzar la desmemoria y revivir la vida a tu manera, aportando algo que he hecho por mero gusto.

Fermín Caballero Bojart (Madrid, 1968). Licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid, Máster en Periodismo Deportivo y Comunicación.

 

17 pensamientos en “Autor

  1. “Escribo diferente de lo que hablo, hablo diferente de lo que pienso, pienso diferente de lo que debería pensar y así sucesivamente hasta la más profunda oscuridad” (Kafka).

  2. “En un rincón del alma
    también guardo el fracaso
    que el tiempo me brindó,
    lo condeno en silencio
    a buscar un consuelo
    para mi corazón.”
    (A. Cortez, “En un rincón del alma”).

  3. “Despacito, despacito, encima de mi carrito, he llegado a tu rinconcito” XD
    Siento la demora… Es que por el camino han pasado muchas cosas… Pero lo importante es, ¡¡Que ya estoy aquí!! 😉
    Gracias por visitar mi Ruka de colores.
    Me quedo por tu rinconcito para curiosear.
    Saludicos 😀

  4. Hola!! gracias por pasarte por mi blog, espero que te guste y te acabes quedando ;), yo por mi parte he decidido curiosear y…creo que me quedaré un rato 🙂 Un saludo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s